Xumek - Asociación para la promoción y protección de los Derechos Humanos

Comunicado por la modificación de la Ley de Migraciones: El Cuento del Otro

El Cuento del Otro: La peligrosa reforma en materia de personas migrantes.

Constituye un terrible retroceso en materia de derechos humanos las modificaciones a la Ley Nacional N° 25.871 mediante DNU N° 70/2017 del Poder Ejecutivo. La Ley sancionada en 2004 representó un hito de vanguardia en la temática, siendo reconocida por numerosas instituciones, académicos y organismos internacionales de Derechos Humanos, produciendo un rotundo cambio al nefasto paradigma instaurado por la “Ley Videla” de la última dictadura militar, al cual pareciera se desea volver.

La reforma desconoce que la ley es producto del cumplimiento de una obligación internacional asumida por la República Argentina, luego del precedente de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos en el caso Juan Carlos de la Torre [1].

Asimismo, el DNU prevé en su articulado normas violatorias de las garantías procesales de las personas migrantes, como también de otros principios establecidos en tratados internacionales de derechos humanos, algunos con jerarquía constitucional, reconocidos por la Comisión y la Corte Interamericana de Derechos Humanos en su jurisprudencia constante y obligatorios para el Estado Argentino. Nos referimos entre otros al principio de igualdad y no discriminación, el derecho a la libertad, a la protección de la vida familiar y de la unidad familiar.

Estas medidas inconstitucionales olvidan que la Ley N° 25.871 plantea la migración como un derecho humano inalienable y que es el Estado quien debe garantizar y abogar por la radicación e integración de los inmigrantes en la sociedad argentina, y asegurar el acceso a todos los derechos básicos, independientemente de la regularización o no de su situación migratoria. Tampoco la reforma contempla los derechos de los niños y niñas migrantes y la especial condición de vulnerabilidad en la que se encuentran estas. También, preocupa el riesgo de expulsiones colectivas que puedan llegar a suceder, pese a encontrarse prohibido por la Comisión Interamericana. Se suma a esta situación,  los consecuentes problemas políticos-económicos que podrían suscitarse con naciones hermanas, en especial aquellas que integran el MERCOSUR.

Finalmente, y quizás lo más alarmante, las reformas son impulsadas en un marco de discursos discriminatorios, demagógicos y falaces pronunciados por las más altas esferas del gobierno nacional. Que ponen al otro, el migrante, en el foco de la discusión de la seguridad. Este tipo de discurso, estigmatizante y persecutorio, utilizado recurrentemente en los momentos más oscuros de la humanidad, es por demás preocupante. Constituyen distractores, que estadísticamente son insustentables, planteando soluciones simplistas y que de ningún modo resuelven las causas de la inseguridad.

Área Pueblos Indígenas y Migrantes

 

[1] Ver en: http://www.oas.org/es/cidh/decisiones/amistosas.asp

VOLVER A NOVEDADES